Clásica 2

Revista de Ópera y Música Clásica

Amigos de la Ópera de Vigo. Festival 1959 (XXIX)

Fecha de publicación: 31 de julio de 2011

Publicamos hoy en nuestra sección de la Hemeroteca de Música Clásica de Clasica2 la quinta entrega del Programa de Mano del II Festival de Ópera 1959 de Vigo de Lucia de Lammermoor, ópera de Gaetano Donizetti representada en el Teatro García Barbón de  nuestra ciudad la noche del 18 de agosto de 1959 

Lucia de Lammermoor en Clasica2. Programa de mano del Festival Opera 1959

 

música clásicaLUCIA DE LAMMERMOOR DE GAETANO DONIZETTI (5)

 
Revista de música clásica, ópera y jazzCuadro II
 
Lugar, en el panteón del Castillo de Ravenswood. Es de noche. Edgardo, solitario y desesperado, se acerca al sepulcro de sus antepasados, dispuesto a poner fin a su vida. Las dos arias que canta en este cuadro el tenor, forman una de las mejores páginas del repertorio masculino de ópera. La primera se inicia con unlargo recitativo –bellísimo- que comienza con la frase “tombe degli avi mici. Y la romanza dice así:

Audición de música clásicaAUDICIÓN DE ÓPERA EN CLASICA2

Tombe degli avi mici

EDGARDO
(scuotendosi)
Tu che a Dio spiegasti l'ali,
O bell'alma innamorata,
Ti rivolgi a me placata...
Teco ascenda il tuo fedel.
Ah se l'ira dei mortali
Fece a noi sì cruda guerra,
Se divisi fummo in terra,
Ne congiunga il Nume in ciel!
O bell'alma innamorata,
Ne congiunga il Nume in Ciel
 
(trae rapidamente un pugnale)
 
Io ti seguo...
 
(tutti si avventano, ma troppo 
tardi per disarmarlo)
 
RAIMONDO
Forsennato!...
 
RAIMONDO, CORO
Ah! Che fai!...
 
EDGARDO
Morir voglio, morir voglio!
 
RAIMONDO, CORO
Ritorna in te, ritorna in te!
 
EDGARDO
No, no, no!
 
(Se immerge il pugnale in core)
 
RAIMONDO, CORO
Ah!
 
RAIMONDO
Che facesti?
 
EDGARDO
A te vengo, o bell'alma...
 
RAIMONDO
Sciagurato!
 
EDGARDO
Ti rivolgi, ah! Al tuo fedel...
Ah se l'ira... dei mortali...
Si cruda guerra... O bell'alma,
ne congiunga il Nume in Ciel!,
O bell'alma innamorata,
ne congiunga il Nume in Ciel!,
Se divisi fummo in terra
ne congiunga il Nume in Ciel!,
 
RAIMONDO
Pensa al ciel!
 
CORO
Quale orror! Quale orror!
 
RAIMONDO
Oh Dio, perdona.
 
CORO
Ahi tremendo!... ahi crudo fato!...
Dio, perdona tanto error.
 
(Prostrandosi, ed alzando le mani 
al cielo: tutti lo imitano: 
Edgardo cade e muore)
EDGARDO
(recobrándose)
Tú que has dirigido las alas hacia Dios,
oh bella alma enamorada,
vuelve tus ojos benévolos hacia mí,
ascienda contigo tu amante fiel.
¡Ah!, si la ira de los mortales
nos hizo una tan cruel guerra,
si estuvimos separados en la tierra,
¡nos una la divinidad en el cielo!
Oh, bella alma enamorada,
¡nos una la divinidad en el cielo!
 
(Desenvaina rápidamente su daga)
 
¡Yo te sigo!
 
(todos corren, pero es demasiado
tarde  para desarmarlo.)
 
RAIMUNDO
¡Loco, insensato!
 
RAIMUNDO Y CORO
Ah ¿qué haces?
 
EDGARDO
¡Quiero morir, quiero morir!
 
RAIMUNDO Y CORO
¡Vuelve en ti! ¡Vuelve en ti!
 
EDGARDO
¡No, no, no!
 
(Se clava el puñal en el corazón)
 
RAIMUNDO Y CORO
¡Ah!
 
RAIMUNDO
¿Qué has hecho?
 
EDGARDO
A ti voy, oh, bella alma...
 
RAIMUNDO
¡Desdichado!
 
EDGARDO
Vuelve tus ojos, ¡ah! a tu fiel amante.
¡Ah!, si la ira... de los mortales...
Si tan cruel guerra... oh bella alma,
¡nos una la divinidad en el cielo!
Oh, bella alma enamorada,
nos una la divinidad en el cielo.
Si divididos estuvimos en la tierra,
¡nos una la divinidad en el cielo!
 
RAIMUNDO
Piensa en el cielo.
 
CORO
¡Qué horror! ¡Qué horror!
 
RAIMUNDO
¡Oh, Dios, perdona.
 
CORO
¡Oh, tremendo, oh, negro hecho!
Dios, perdona tanto horror.
 
(Postrándose, y alzando las manos
al cielo, todos lo imitan. 
Edgardo cae y muere)
 
Tras esta dolorosa romanza, entra el coro, procedente del Castillo de Lammermoor, cuyas funestas voces aterran aún más a Edgardo. Por ellas se entera de que Lucia se ha vuelto loca, y que lo llama en su delirio. Se dispone a salir, cuando la campana, con su son a muerto, le detiene. Llega Raimondo y le dice que Lucia ya no está en la tierra, sino en el cielo. Edgardo prorrumpe entonces en un bellísimo lamento, el aria: Tu che a Dio spiegasti l’ai
 
Rápidamente se clava un puñal, y llamando a su amada, con frases de la romanza anterior, muere Edgardo, entre el horror de Raimondo y los cortesanos. 

Tu che a Dio spiegasti l’ai

EDGARDO
Tombe degli avi miei, 
l'ultimo avanzo
D'una stirpe infelice
Deh! raccogliete voi. 
Cessò dell'ira
Il breve foco... sul nemico acciaro
Abbandonar mi vo'. 
Per me la vita
È orrendo peso!... 
l'universo intero
È un deserto per me senza Lucia!...
Di faci tuttavia
Splende il castello! 
Ah! scarsa
Fu la notte al tripudio!... 
Ingrata donna!
Mentr'io mi struggo in disperato pianto,
Tu ridi, esulti accanto
Al felice consorte!
Tu delle gioie in seno, 
io... della morte!
Fra poco a me ricovero
darà negletto avello...
Una pietosa lagrima
Non scenderà su quello!...
Ah! Fin degli estinti, ahi misero!
Manca il conforto a me!
Tu pur, tu pur dimentica
Quel marmo dispregiato:
Mai non passarvi, o barbara,
Del tuo consorte a lato...
Rispetta almeno le ceneri
chi moria per te.
Oh, barbara!
EDGARDO
Tumbas de mis antepasados,
preparaos para recoger
el último vestigio
de una infeliz estirpe.
Se apagó ya el débil fuego
de la ira. Quiero abandonarme
bajo el acero enemigo.
¡Para mí la vida
es un horrible peso!
¡Sin Lucía, para mí el
universo entero es un desierto!
¡En el castillo brillan aún
las antorchas! 
¡Para su júbilo,
la noche ha sido corta!
¡Mujer ingrata!, 
mientras yo me deshago en cruel llanto,
tú ríes, ¡disfrutas al lado
del feliz consorte!
¡Tú estás en el seno del gozo; 
yo... de la muerte!
Dentro de muy poco un olvidado
sepulcro me dará refugio.
¡Ni siquiera una lágrima
de piedad se verterá ante él!
¡Ah! ¡Desgraciado de mí!
Me faltarán las atenciones.
Mientras, tú, olvídate
del despreciado sepulcro.
No pases ante él, oh, bárbara,
al lado de tu marido...
respeta por lo menos las cenizas 
de quien muere por ti.
¡Oh, bárbara!

Revista de música clásicaArtículos relacionados

El Barbero de Sevilla. Capítulo 1

El Barbero de Sevilla. Capítulo 2

Amigos de la Ópera de Vigo. Festival 1959

 

BOLETÍN DE CLASICA2: Si quieres estar puntualmente informado de las publicaciones de Clasica2 suscríbete al BOLETÍN y recibirás en tu buzón de correo las actualizaciones más interesantes, nuevos vídeos y audiciones, eventos próximos... Totalmente gratuito

Código QR de Clasica2, revista de música clásica, ópera y jazz

 

 

Compartir

Últimos artículos
Nube de etiquetas Clásica2
Clásica 2
© 2020 Clasica2. Todos los derechos reservados.